sábado, 14 de junio de 2014

MODELO DE HOWARD GARDNER

Es en 1982 cuando Gardner publica su obra Estructuras de la Mente, donde recoge su teoría de las Inteligencias Múltiples y asume una perspectiva amplia y pragmática de la inteligencia, más allá de la perspectiva restringida de la medición de un CI mediante tests psicométricos. Entiende que la inteligencia no es única, ni monolítica. Define siete inteligencias o áreas de talento referidas al lingüístico, lógico-matemático, artístico, corporal-cinestésico, musical, social (inter e intrapersonal). Más tarde, en 1998, postula el octavo talento, al que denomina científico.

Precisiones conceptuales.
Para Gardner la inteligencia como potencial biopsicológico, producto de la herencia genética y de sus características psicológicas es un rasgo imprescindible para definir términos como el talento y la superdotación. El rasgo principal del talento es su especificidad, es la señal del potencial biopsicológico que se manifiesta en cualquier especialidad existente en una cultura; sin embargo, el rasgo principal de la superdotación es su generalidad (Genovard y Castelló, 1990).
Los talentos especializados muestran índices extraordinarios de creatividad y maestría. La genialidad es específica de contextos particulares. Pero, el hecho de que un niño sobresalga en una o en cualquier combinación de las ocho áreas de la inteligencia, no quiere decir que sobresaldrá en otras.
La prodigiosidad es una forma extrema del talento en una especialidad concreta (ejemplo, Mozart en el campo musical). Cuando la prodigiosidad se manifiesta en edades tempranas se habla de precocidad. El término de prodigio se aplicaría a un individuo con una precocidad inusual.
Los términos de experiencia y pericia, relacionados también con los conceptos de excelencia, superdotación y talento, se utilizan para referirse al trabajo desempeñado dentro de una especialidad y durante un tiempo. Cuando hablamos de experiencia y pericia utilizamos dos dimensiones: a) el área específica en la que se trabaja y b) el tiempo que se lleva trabajando en ese campo.
Es el tiempo y la dedicación lo que hace que el individuo domine las técnicas y el conocimiento imprescindibles para actuar en los niveles más complejos y elevados. Sin embargo, señala Gardner que la experiencia no implica originalidad, dedicación o pasión; la experiencia se entiende como una forma de excelencia técnica. Así, resalta el autor que algunos colegas de Mozart, que producían por encargo obras musicales, pudieron ser músicos (compositores) expertos sin ser originales.
El experto es la persona que alcanza un nivel alto de competencia dentro de una especialidad, independientemente de que sus procedimientos sean o no novedosos.
Por el contrario, se considera creativa a la persona que suele resolver los problemas o elaborar los productos en una especialidad de una manera que en principio es novedosa, pero la condición es que la producción se reconozca adecuada para la especialidad.
La creatividad es una característica reservada a los productos que se consideran inicialmente novedosos en una especialidad, que siempre son reconocidos válidos dentro de la comunidad de expertos pertinente. Los juicios de originalidad o creatividad sólo pueden ser establecidos por los miembros del ámbito o área (músicos, pintores, artistas, científicos, etc.).
Genio, es un concepto que se utiliza para definir al individuo creativo que es capaz de alcanzar perspectivas que son novedosas y que además inciden en todas las culturas. Por ejemplo, Einstein, es un buen ejemplo porque sus descubrimientos han supuesto avances trascendentales universales. El término de genio está referido al individuo cuya obra creativa en una especialidad ejerce una contribución excelente, de manera que en el futuro, individuos que trabajen en esa especialidad tendrán que tenerla como punto de referencia y enfrentarse a las contribuciones hechas por el genio si quieren superarla o transformarla. Cuanto más universal sea la contribución y más se difunda por diferentes culturas y épocas, más grande será el genio.

Talentos específicos.
La tipología que propone Gardner, fundamentada en su modelo de las Inteligencias Múltiples, comprende ocho tipos de inteligencias, que ayudan a especificar la configuración cognitiva de los siguientes talentos:

Talento verbal
Es propio de los alumnos que manifiestan una extraordinaria inteligencia lingüística o capacidad para utilizar con claridad las habilidades relacionadas con el lenguaje oral y escrito. Incluye aspectos referidos a la estructura del lenguaje y de los sonidos, los significados y las aplicaciones prácticas del mismo. Los escritores, los poetas, los periodistas, políticos y oradores, son algunas personas que exhiben diferentes grados de la inteligencia lingüística. Las características o indicadores que definen a un individuo con una buena competencia lingüística son los siguientes: escucha de una manera eficaz, manifiesta buena comprensión, parafrasea, interpreta y recuerda lo que se ha hablado, lee de manera eficaz, comprende, sintetiza, interpreta, explica, y recuerda lo que se ha leído; habla de una manera práctica a diferentes públicos y con distintas finalidades, y sabe cómo hablar de un modo simple, elocuente, persuasivo o apasionado en el momento oportuno; escribe de un modo práctico: comprende y aplica reglas gramaticales, ortográficas, de puntuación y usa un vocabulario eficaz; manifiesta gran habilidad para aprender otras lenguas y utiliza la audición, el habla, la escritura y la lectura para recordar, comunicar, discutir, explicar, persuadir, crear un conocimiento, construir un significado y reflexionar sobre el lenguaje mismo.

Talento lógico-matemático
Se da en alumnos que desde su infancia manifiestan una buena inteligencia lógico-matemática, consistente en realizar cálculos, cuantificar, considerar proporciones, establecer y comprobar hipótesis y llevar a cabo operaciones matemáticas complejas. Los alumnos que poseen un buen razonamiento matemático disfrutan especialmente con la magia de los números y sus combinaciones, les fascina emplear fórmulas aún fuera del laboratorio; les encanta experimentar, preguntar y resolver problemas lógicos; necesitan explorar y pensar; emplear materiales y objetos de ciencias para manipular. De los rasgos que caracterizan a los alumnos que poseen un buen potencial para el razonamiento lógico-matemático, destacamos las más relevantes: perciben con exactitud objetos y sus funciones en el medio; se familiarizan pronto con los conceptos de cantidad, tiempo, causa y efecto; usan símbolos abstractos para representar objetos concretos y conceptos; demuestran una gran habilidad para resolver problemas; suelen percibir y discriminar relaciones y extraer la regla de las mismas; usan con facilidad habilidades matemáticas como la estimación, el cálculo de algoritmos, la interpretación de estadísticas y representación gráfica de la información: disfrutan con las operaciones complejas que implican cálculo, aplicación de principios de la física, la programación de ordenadores o los métodos de investigación; utilizan y construyen argumentos consistentes para aceptar o rechazar cualquier afirmación y suelen ser introspectivos cuando estudian un problema y los procedimientos para resolverlo

Talento viso-espacial o artístico
Es propio de los individuos que revelan una gran capacidad para percibir imágenes internas y externas, transformarlas, modificarlas y descifrar la información gráfica. No todos los alumnos que muestran capacidades visuales manifiestan las mismas habilidades. Algunos pueden tener talento para dibujar, otros para la construcción de modelos tridimensionales y otros como críticos de arte. Los niños que destacan por su talento artístico presentan las siguientes características: aprenden viendo y observando; suelen tener una muy buena capacidad para orientarse en el espacio; tiene facilidad para percibir y producir imágenes mentales, lo que les lleva a pensar mediante dibujos y visualizan los detalles más simples; utilizan imágenes visuales como ayuda para recordar información; se divierten descifrando gráficos, esquemas, mapas y diagramas; suelen aprender con gran facilidad mediante la representación gráfica o a través de medios visuales; desde pequeños les gusta garabatear, dibujar, esculpir o reproducir objetos; se divierten construyendo productos tridimensionales, tales como objetos de papiroflexia ( pajaritas, casas o recipientes); y pueden ver cosas de diferentes formas o desde “nuevas perspectivas” (Ferrando, Prieto, Ferrándiz y Sánchez 2005).

Talento corporal
Es propio  de los alumnos que presentan una gran inteligencia corporal-cinestésica. Suelen tener granes habilidades para utilizar con eficacia su cuerpo o parte de su cuerpo para resolver problemas. Algunas de las características potenciales de los individuos con un talento corporal son las siguientes: sienten predilección y gran interés por explorar el ambiente y los objetos a través del tacto y el movimiento; desarrollan extraordinariamente bien la coordinación y el sentido de la medida del tiempo; tienen mucha facilidad para enseñar a los otros el manejo del cuerpo; se divierten aprendiendo experiencias concretas tales como excursiones, participar en juegos de roles, juegos de ensamblaje y ejercicios físicos; muestran destrezas para trabajar por medio de movimientos motores fino o gruesos; demuestran habilidades y destrezas para actuar, bailar, coser, esculpir, en atletismo o con teclados; son muy hábiles para armonizar y hacer ejecuciones físicas perfectas a través de la integración de la mente y del cuerpo.

Talento musical
Es propio de los alumnos y personas que destacan por su habilidad para apreciar, discriminar, transformar y expresar las formas musicales, suelen ser sensibles al ritmo, el tono y el timbre. Es un talento difícil de identificar porque son alumnos que muestran un amplio abanico de habilidades y actitudes musicales, pero es improbable que un individuo las manifieste todas. De cualquier modo, una serie de rasgos, como los que comentamos a continuación, pueden ayudar a identificar algunas de las características de los alumnos dotados musicalmente. Dicen los expertos que una persona con una buena capacidad musical se distingue por lo siguiente: escucha y responde con interés a una gran variedad de sonidos, incluyendo la voz humana, los sonidos del entorno, la música y organiza tales sonidos en un modelo significativo; disfruta y busca oportunidades para escuchar música o sonidos del entorno, en particular dentro de su entorno de aprendizaje; reconoce y discute diferentes estilos musicales, géneros y variaciones culturales; le gusta coleccionar grabaciones y bibliografía sobre la música; suele tocar instrumentos musicales, incluyendo sintetizadores; le divierte utilizar el vocabulario y las notaciones musicales; tiene cierta facilidad en desarrollar una estructura personal de referencia para escuchar música; se divierte improvisando y tocando con sonidos, y cuando se le da una frase musical, puede completar un extracto musical de forma que tenga sentido; muestra interés en carreras relacionadas con la música (cantante, instrumentista, ingeniero de sonido, productor, crítico, fabricante instrumentos, profesor o director ) y tiene potencial para crear composiciones musicales.

Talento social
Es propio de las personas que muestran una gran capacidad para relacionarse e interactuar con los demás y mantener un equilibrio consigo mismo. Gardner distingue dos tipos de talentos sociales: intrapersonal e interpersonal.
a)    Talento intrapersonal, propio de los alumnos que manifiestan un gran conocimiento de si mismo. Los siguientes indicadores definen bien a la persona que posee un talento o una extraordinaria inteligencia intrapersonal: es consciente de sus emociones; sabe bien cómo expresar sus sentimientos y pensamientos; manifiesta una gran motivación intrínseca que le lleva a localizar y cumplir objetivos; establece y vive según un sistema de valores; le gusta trabajar independientemente; manifiesta curiosidad  por  los grandes interrogantes de la vida (significado, relevancia y finalidad) y le gusta indagar en las complejidades del ser humano.
b)    Talento interpersonal, habilidad que muestran algunos alumnos para relacionarse con los demás de forma eficaz. Suelen ser personas que les gusta pensar y reflexionar sobre ellas mismas. Algunos de los indicadores propios de los talentos interpersonales son: gran capacidad para discernir y responder de manera adecuada a los estados de ánimo, los temperamentos, las motivaciones y los deseos de otras personas; les gusta favorecer y mantener relaciones sociales; les encanta y tienen facilidad para participar en tareas cooperativas, asumiendo el rol de líder del grupo; comprenden y se comunican eficazmente tanto con formas verbales como con las no verbales; perciben diversas perspectivas en cualquier asunto o problema que surja; suelen ser buenos mediadores sociales; manifiestan interés por las profesiones que exigen contacto humano como profesor, trabajador social, orientador, director o político.

Talento científico
Propio de los alumnos que manifiestan un gran interés por el mundo y por los fenómenos naturales. Suelen utilizar con gran maestría habilidades referidas a la observación, planteamiento y comprobación de hipótesis.
Los alumnos con un cierto talento científico manifiestan una extraordinaria inteligencia naturalista y se caracterizan por:
  • Tener grandes habilidades e intereses por aspectos del ambiente.
  • Suelen utilizar su conocimiento base para resolver problemas medio-ambientales.
  • Tienen la habilidad de discriminar entre las cosas vivientes (plantas, animales) así como, la sensibilidad hacia otros rasgos característicos del mundo natural (nubes, rocas).
  • Poseen un buen conocimiento de las fuerzas energéticas de la vida.
  • Prefieren las actividades al aire libre.
  • Les interesan los proyectos relacionados con los ciclos del agua, las cadenas alimenticias y otros asuntos ambientales.
  • Les gusta y tienen capacidad para predecir problemas de la naturaleza relacionados con las costumbres humanas.
  • Les encanta investigar sobre asuntos ambientales locales y globales.

Innovaciones del modelo de las Inteligencias Múltiples.
Es importante subrayar las aportaciones novedosas de Gardner en lo que respecta al estudio de la excepcionalidad, en concreto los siguientes aspectos:
  1. El propio hecho de estudiar diferentes manifestaciones de la excepcionalidad (precocidad, superdotación y talentos) y la configuración y gestión de los recursos cognitivos.
  2. Desde su perspectiva los alumnos, según su diferente dotación en estas inteligencias, podrán ser capaces de resolver problemas o diseñar productos. Esto ayuda a diseñar medidas más individualizadas para atender a la diversidad de estos alumnos.
  3. La teoría de las Inteligencias Múltiples representa un esfuerzo por fundamentar de forma amplia el concepto de inteligencia en los más extensos conocimientos científicos actuales posibles, y pretende ofrecer un conjunto de herramientas a los educadores con las que ayudar al desarrollo de las potencialidades individuales .
  4. Aplicada de forma adecuada la teoría de las Inteligencias Múltiples puede ayudar a que todos los individuos alcancen el máximo desarrollo de su potencial, tanto en la vida profesional como privada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada